Boletín Compliance

Publicado el 09/01/2019

Áreas de Práctica: Corporativo y Contractual

El día de hoy, miércoles 9 de enero de 2019, se ha publicado en el Diario Oficial El Peruano el Decreto Supremo N° 002-2019-JUS, mediante el cual se aprueba el Reglamento de la Ley N° 30424, Ley que regula la Responsabilidad Administrativa de las Personas Jurídicas (el “Reglamento”).

 

Conforme a lo establecido en la Ley N° 30424, contar con un modelo de prevención de delitos de corrupción constituye un supuesto de exención de responsabilidad para la persona jurídica que lo haya implementado en su organización con anterioridad a la comisión del delito (el “Modelo de Prevención”).

 

En atención a ello, el Reglamento establece los componentes estándares y requisitos mínimos con los que deberá contar el Modelo de Prevención.

 

A continuación los principales alcances del Reglamento.-

 

Ámbito de aplicación:

 Es de aplicación a todas las entidades de derecho privado, asociaciones, fundaciones, ONGs, comités no inscritos, sociedades irregulares y entes que administran patrimonios autónomos, así como a empresas del Estado o sociedades de economía mixta, que puedan estar expuestos al riesgo de comisión de delitos de corrupción.

 

Finalidad:

 La implementación voluntaria del Modelo de Prevención tiene como finalidad prevenir, detectar y mitigar la comisión de delitos de corrupción.

 

El Modelo de Prevención deberá cumplir con lo siguiente:

 

  • Ser consistente con la normativa nacional y con la normativa de países extranjeros en los que la persona jurídica realiza operaciones.

 

  • Tener un enfoque participativo, involucrando en su implementación, evaluación y mejora a los socios comerciales y demás grupos de interés de la persona jurídica.

 

  • Ser de obligatorio cumplimiento para la persona jurídica, aplicándose sin excepción alguna y de forma igualitaria.

 

  • Ser de fácil comprensión por los trabajadores, socios comerciales y grupos de interés de la persona jurídica.

 

  • Fomentar en la persona jurídica una cultura de confianza, ética, integridad y de cumplimiento normativo.

 

  • Ser diseñado, implementado y monitoreado de conformidad con las necesidades, riesgos y particularidades de cada persona jurídica.

 

Elementos mínimos del Modelo de Prevención:

 

  • Compromiso y liderazgo de la plana más alta de la persona jurídica, contando con una política corporativa que rechace la comisión de delitos.

 

  • Identificación, evaluación y mitigación de riesgos.

 

  • Designación de un encargado de prevención.

 

  • Implementación de procedimientos de denuncia.

 

  • Difusión y capacitación periódica del Modelo de Prevención.

 

  • Evaluación y monitoreo continuo del Modelo de Prevención.

 

  • Políticas para áreas específicas de riesgos.

 

  • Registro de actividades y controles internos.

 

  • Integración del Modelo de Prevención en los procesos comerciales de la persona jurídica.

 

  • Realización de auditorías.

 

  • Implementación de procedimientos que garanticen la interrupción o remediación rápida y oportuna de riesgos.

 

  • Mejora continua del Modelo de Prevención.

 

Finalmente, el Reglamento establece las disposiciones para la intervención de la Superintendencia del Mercado de Valores (SMV) en la verificación de la implementación y funcionamiento del Modelo de Prevención, a consecuencia de la solicitud del Fiscal a cargo de la investigación de la supuesta comisión de delitos de corrupción por parte de la persona jurídica.

 

En caso necesiten información adicional y/o realizar alguna consulta respecto a los alcances del Reglamento, pueden contactar a Carolina Sáenz (csaenz@rubio.pe) y/o Mauricio Bohórquez (mbohorquez@rubio.pe).